Los beneficiarios del Procrear Grand Bourg temen un aumento del crédito

El mercado inmobiliario se había reactivado en los dos últimos años. Su motor principal fueron los créditos UVA, ya que permitían el acceso a sectores con ingresos más bajos, donde los préstamos hipotecarios tradicionales estaban fuera de su alcance. Pero esa prosperidad se vio afectada por la devaluación, la inflación y la caída del salario que impactó de lleno en el sistema crediticio.

La pregunta que recae en estos momentos es si el mercado hipotecario podrá recuperarse pronto. En un informe publicado por este medio el 7 de agosto, el presidente de la Cámara Inmobiliaria, Juan Biella, adelantó que el mercado inmobiliario va a necesitar dos años para que los créditos se vuelvan a restablecer después del cimbronazo económico, lo que siembra un panorama sombrío para todas las familias que quieren acceder a su vivienda por primera vez.

En este escenario adverso se insertan los beneficiarios del desarrollo urbanístico de Procrear en el Grand Bourg, que sufrieron una demora en la entrega de viviendas. Gustavo Baranovsky, uno de los damnificados, explicó a El Tribuno que existe una gran incertidumbre entre las familias que salieron sorteadas porque no saben cuáles serán los nuevos requisitos para acceder al crédito, pero aseguraron que tendrán que pagar $700.000 más por las demoras.

"El sorteo fue el 30 de agosto del año pasado, donde habían sido sorteadas 214 familias. En ese momento, el valor del dúplex era de $1.300.000 y la cuota era de $9.000. En julio hubo una licitación para buscar entidades financieras y nos enteramos por los pliegos que el valor del los dúplex está en $2,6 millones, lo que nos lleva a pensar que la cuota aumentaría", expresó el damnificado.

Ante esta situación, Baranovsky aclaró que hay muchas familias que ya se dieron de baja por el temor a no poder afrontar las nuevas condiciones crediticias que pongan los bancos que comercialicen el desarrollo urbanístico Procrear.

"Tenemos miedo de que con la nueva entidad financiera no vamos a tener posibilidad de poder afrontar ese crédito. La situación es muy grave y muy grande la incertidumbre porque no sabemos si después de tanto remarla vamos a poder seguir adelante. Creemos que va a haber un filtro importante entre las 214 familias. Es todo injusto y nosotros estamos pagando los platos rotos", afirmó Gustavo.

Demoras

Iván Kerr, secretario de Vivienda de la Nación, afirmó que uno de los motivos de la demora es que estaban finalizando los trámites para obtener el final de obra municipal, inscribirla en el registro y en el catastro, subdividirlo y que se pueda escriturar. "Necesitamos que la Provincia termine de aprobar los planos, la subdivisión de los mismos para que cada beneficiario pueda escriturar su vivienda", añadió.

La otra razón que manifestó el funcionario nacional fue que se tuvo que abrir un concurso público para invitar a distintos bancos a participar en el financiamiento de las viviendas de esos desarrollos urbanísticos.

Gustavo Baranovsky, que asumió simbólicamente el cargo de vocero de los damnificados, detalló cómo se fueron enterando de la tardanza en la entrega de los dúplex. "En octubre nos llega un mail desde Nación informando que habían hecho un cambio e invitaban a otras instituciones financieras para que se hagan cargo de la comercialización, que hasta ese momento estaba en manos del Hipotecario. En enero nos anuncian que el Banco Nación era el que se iba a hacer cargo y en las próximas semanas nos iban a llamar, pero no pasó nada", explicó.

Así llegaron a junio, y todos los damnificados que formaban parte de un grupo de Facebook decidieron empezar a juntarse para ver qué hacían.

"Nos empezamos a juntar físicamente y comenzamos a hacer ruido en redes sociales, hacíamos campañas por Twitter donde le mandamos mensajes a Iván Kerr. En junio nos mandan el tercer mail diciendo que la demora dependía de las entidades financieras y de Inmuebles. Nosotros nos esteramos que recién en mayo habían comenzado los trámites. Es más, fuimos a hablar con Inmuebles y nos dio su palabra de que esto iba a salir rápido", detalló Baranovsky. Es más, aclaró que no tuvieron novedades hasta julio, cuando se les notificaba la licitación de las entidades financieras, pero desconocen cuáles son los resultados de las licitaciones, las entidades financieras o las propuestas. Ante la falta de respuestas, los beneficiarios del Procrear de Grand Bourg decidieron que con motivo de cumplirse el primer aniversario desde que se realizó el sorteo y todavía no obtuvieron las viviendas, realizarán un "festejo" para los primeros días septiembre. "Queremos saber si el Estado va a subsidiar esto o si se va a mantener el valor histórico de los dúplex", finalizó...

 

  asasas